Agricultura y ruralidad

LOS PLANES ORIENTADOS HACIA LA AGRICULTURA Y LA RURALIDAD TUVIERON ESPACIO EN EL CONCEJO

Boletín 085

2 de julio de 2020

En plenaria virtual efectuada ayer, los Concejales, la Administración Municipal y diversos ciudadanos, debatieron la situación agrícola y rural de la ciudad y los Corregimientos que hacen parte de ella, en la cual, resaltaron la importancia que tiene la ruralidad y la cultura campesina para Medellín e hicieron referencia a la deuda histórica de Administraciones pasadas con el campo insistiendo en el reto de la nueva Administración de cara a este importante sector económico.

Argumentaron que uno de los principales problemas frente a la poca competitividad del campesino se debe a la fuerte influencia de intermediarios a la hora de la comercialización de productos, quienes restan valor a la cadena productiva y a su labor en la tierra.

Corporados añadieron que la educación juega un papel importante para la productividad, por lo que debe existir una articulación inminente entre el sector rural y el académico, así como conectividad y desarrollo tecnológico para impulsar procesos de producción y comercialización que representen condiciones dignas y continuidad para esta población. 

A su vez, hablaron sobre necesidades como la regularización de predios, la creación de fondos, la potabilización de aguas para los Corregimientos, la mejora en sistemas de salud para poblaciones campesinas, entre otras, con el fin de mejorar su calidad de vida, preservar esa vocación y además garantizar la seguridad alimentaria y el desarrollo de comunidades tanto rurales como urbanas.

Finalmente, los Concejales hablaron de la normatividad ambiental, con enfoques de sostenibilidad como el sembrado, consumo y turismo local sostenible, dentro de los que visualizaron la formalización campesina, el aprovechamiento de semillas criollas y nativas y el control en la expansión urbana, que representan un factor de riesgo para la actividad agrícola.

A su turno, la subsecretaria de Desarrollo Rural, Juliana Colorado, habló de los retos que supone la Administración para garantizar mejores condiciones de vida para los actores rurales del municipio de Medellín. 

La Subsecretaria dijo que, una de las principales problemáticas está relacionada con la perdida de vocación agrícola debido al crecimiento urbano, por lo que la Medellín Futuro tiene el desafío de promover el desarrollo rural, donde la tecnología, la conectividad, la educación en pro del relevo generacional y la inversión económica en los Corregimientos será fundamental.

Habló finalmente de los proyectos estratégicos como apuestas de esta dependencia para garantizar la sostenibilidad de esta actividad económica, entre ellos, la conformación de una mesa técnica para la transferencia de conocimiento, la formación para el trabajo de la mano de Sapiencia, el fortalecimiento a través de los Cedezo y Arroba Medellín, nuevas estrategias de comercialización, Parques Campesinos, Vitrinas, Tienda móvil, Mercado Campesino Institucional, Canal digital y Turismo rural.

La Gerencia de Corregimientos, en cabeza de Cristian Camilo Sánchez catalogó el crecimiento poblacional como una crisis que demanda una solución de vivienda y que a su vez genera una problemática para el uso adecuado de los suelos rurales.

Agregó que las tierras, al tener mayor valor de cambio que valor de uso agrícola, representan impactos negativos en la seguridad alimentaria de la ciudad, afectando los ecosistemas y la sostenibilidad estratégica, las fuentes hídricas y generando disminución de valor a la actividad campesina y la conservación de la vida.

Expertos invitados evidenciaron la falta de condiciones para que haya productividad y sostenibilidad entre la relación del territorio urbano con el territorio rural, lo que hace visible el poco valor de la cultura campesina, el reconocimiento de esta y la justicia territorial.

Sostuvieron que el consumo de alimentos sanos, unidad entre familias productoras y familias consumidoras, son temas fundamentales en el marco de la ruralidad, que se requiere ingenio, apoyos institucionales y trabajar en pro de una baja huella de carbono para generar una perspectiva de Ecociudad. 

Finalmente, personas de la comunidad argumentaron que existe la necesidad de conectar la realidad de las poblaciones campesinas con la visión administrativa, resaltaron las propuestas de inversión en tecnología, apoyo en insumos y seguimiento a los procesos de producción alimentaria. 

Añadieron que se hace indispensable pensar en una pedagogía acorde a la ruralidad, el campesinado y la urbanidad, migrar a una producción de monocultivos a una de policultivos, y generar un lazo estrecho entre gremios agricultores y la Administración.